Seleccionar la empresa de mudanza

23 diciembre, 2019
Seleccionar la empresa de mudanza

El verse obligado a tener una mudanza es más común de lo que pensamos. Una de las mejores opciones para ahorrarnos dinero y complicaciones es contratar a una empresa que sea especialista en mudanzas. Si que es cierto que sale más caro que hacerla una misma persona, pero es más rápido y práctico.

Algo que debes tener muy en cuenta es que no todas las mudanzas son idénticas. Existen algunas en las que los muebles son bastante pesados, así como objetos de lo más delicados. Vamos con algunos consejos:

Elegir la empresa

Actualmente hay muchas empresas en el mercado para poder seleccionar la que más nos guste. Todo ello es fruto de estar en un mercado de gran competencia, donde las compañías intentan diferenciarse de las otras.

Hay que pensar que no todas las empresas envían a profesionales a los hogares para hacer los presupuestos. De la misma forma no todas hacen estos presupuestos sin costes.

Los precios

Aquí todo depende de la compañía, pero sí que es cierto que siguen una serie de criterios a la hora de fijar los costes del servicio que debe ser prestado. Cada mudanza es distinta, por lo que lo mejor es depositar la confianza en una que envíe un comercializado especializado a tu hogar para que realiza la mudanza.

Servicios

Muchos tienen incluido el traslado de los objetos, pero hay otras que se diferencian del resto con servicios como el del guardamuebles, así como por tener recorridos bien nacionales o internacionales (o ambos). Todo esto hace que sea fundamental, según los especialistas en mudanzas de Mudanzas Alicante el informarse sobre los servicios que acostumbra a ofrecer cada una de las empresas antes de decidirse por una en concreto.

Garantías

Hay que entender que la totalidad de los objetos tienen valor para el cliente, tanto por ser caros como por el significado personal. Por ello es vital que se revisen las garantías que las empresas ofrecen a los clientes.

Tienen también que estar registradas en el municipio, en especial por la obligación existente de que cuenten con un seguro denominado de responsabilidad civil y tener así asegurados a todos sus empleados, además de cumplir con la legalidad al respecto.

En el caso de los seguros, lo mejor es contratar los servicios de la empresa, donde haya un seguro que se encargará de cubrir daños, pérdidas y todo desperfecto que se pueda producir en la mudanza. Cuando pueda haber objetos de alto valor en lo económico o artístico, lo mejor es comunicarlo a la empresa para que se incluya una cláusula especial en el contrato de seguro.

Una vez de que tomes la decisión, no olvides que en el contrato tienen que estar los datos fiscales de la empresa, así como tus datos y debe estar descrito el servicio.

En el mercado existen muchas empresas, pero no debemos dejar nuestros en seres en manos de cualquiera.

Vamos a concretar algunos puntos importantes:

Uno de los puntos más importantes es que la empresa de mudanzas va a tener que estar inscrita en el Registro de donde se encuentre su residencia. Deberás comprobar esto para que así tengas la seguridad de que es una empresa que se dedica a las mudanzas que cuenta con todas las exigencias de índole legal.

El presupuesto siempre hay que exigirlo por escrito, de forma que pueda detallarse de pormenorizadamente, tanto el servicio que se contrata como el coste. Así es como se evitan los clásicos cambios de última hora. Todo claro es mejor.

En el momento en que tu mudanza pase por el guardamuebles, también debemos tener un contrato por escrito en el que puedan recogerse las condiciones de contratación del propio guardamuebles y lo que cuesta.

Por lo general, cuando se hace un presupuesto por escrito, lo que hacen las empresas es llevar un comercial al hogar para hacer una evaluación de la clase de muebles, las cajas que serán necesarias, el acceso que tiene la vivienda o si hay solicitar permisos al ayuntamiento. Es una buena manera donde nos vamos a poder asegurar que planificamos la mudanza de la mejor manera para que sea un rotundo éxito.

Fundamental podemos decir que es que la empresa tenga un seguro para las mercancías, el transporte del mobiliario, así como los objetos de índole personal, donde se deberá especificar la cobertura y franquicia en el propio presupuesto de la mudanza.

No olvidemos también la importancia de que la empresa de mudanzas tenga un seguro de responsabilidad civil en el caso de que generen alguna clase de año en la vivienda o en sus accesos.

No te fíes de los precios baratos y las empresas de bajo coste, pues que normalmente son sinónimo de baja calidad, tanto en los medios como en los recursos humanos.

Todo esto se traduce en una menor carga de personal para ejecutar la mudanza y menor tiempo a la hora de poder dedicarse al embalaje a la protección del mobiliario. Al final lo barato sale caro.

Otra cosa importante es buscar opiniones de la clientela sobre la empresa, para ver si van cumpliendo los requisitos anteriores.

Las empresas de mudanzas, las que hacen es un trabajo de verdadera calidad, es lógico que van a tener unas buenas opiniones por parte de la clientela, por lo que siempre es bueno dedicarle tiempo a este asunto.

Factores como el marketing y la publicidad, son los que hacen que una empresa de mudanzas tengan las garantías que son necesarias para que los clientes sepan el trabajo que hacen. El caso es que, tanto la imagen como la publicidad es algo por lo que se paga.

Las opiniones de las personas que hayan tenido una buena o mala experiencia con la mudanza o los guardamuebles, son los que pueden ser de gran fiabilidad para tener la seguridad de que están ante una buena empresa del sector de las mudanzas.

Esperamos que después de todos estos consejos tengas un poco más fácil la complicada labor de elegir empresa para la mudanza. Toda ayuda es poca ¿no?